Acostumbrarse a una nueva prótesis dental

Papá e hijo compartiendo un bocado
Papá e hijo compartiendo un bocado

Acostumbrarse a usar una prótesis dental puede tomar tiempo y es posible que sientas molestias las primeras semanas. Sin embargo, te irás acostumbrando poco a poco a la sensación diferente en tu boca y podrás continuar disfrutando de la vida igual que antes.

Si tu prótesis dental te sigue incomodando luego de las primeras semanas, consultá con tu odontólogo para ver si es necesario realizar ajustes.

Sensación de boca llena

Al principio, los nuevos usuarios de prótesis dentales comentan que ésta es muy grande para su boca y empuja sus labios hacia adelante. Esta sensación es completamente normal debido a la sensibilidad de tu boca. Una vez que te acostumbres, desaparecerá.

Sentir molestias

Sentir un poco de molestias e irritación puede ser normal mientras te adaptás a la nueva prótesis dental. Ultra Corega Crema ayuda a proteger las encías y mejorar el ajuste de la prótesis dental. Sin embargo, consultá a tu Odontólogo si la molestia continúa. Un dolor persistente puede ser un síntoma de una prótesis dental mal ajustada, o podría ser un síntoma de estomatitis, un padecimiento oral que inflama el revestimiento de la boca.

Exceso de saliva

Una prótesis dental es un objeto extraño en tu boca y tu boca reacciona a dicho objeto produciendo más saliva. Dicha reacción se reduce paulatinamente y eventualmente desaparecerá a medida que pase el tiempo. Mientras tu boca se acostumbra a una nueva prótesis dental, succionar un caramelo puede ayudarte a tragar más, reduciendo el flujo de saliva.

Náuseas

Sentir náuseas al poner o sacar tu prótesis dental es simplemente una reacción al hecho de tener un objeto extraño en tu boca. Mientras más cómodo y relajado te sientas con tu nueva prótesis dental, esta sensación irá disminuyendo.
Las náuseas también pueden producirse porque la prótesis dental está muy atrás en tu boca. De ser así, consultá con tu odontólogo.